ISOLCORK ATERRIZA EN ECUADOR CON SU INNOVADOR REVESTIMIENTO DE CORCHO PROYECTADO

  • Publicado por MASISALAB el jueves 28 de noviembre del 2019
  • Compartir en:

    Esta solución permite resolver los problemas de humedad existentes que afectan la durabilidad de las fachadas y cubiertas, lo cual se traduce en constantes desprendimientos y fisuras, con una corta vida útil con cerca de 1-2 años. 


    La empresa va a estar presente a través de las tiendas de la Red Placacentro MASISA en las ciudades de Guayaquil, Cuenca y Quito.

    Primero fue el mercado argentino, luego el colombiano. Hoy es el turno de Ecuador, donde Isolcork, empresa de soluciones de corcho proyectado para la construcción, está en pleno proceso de desarrollo comercial. A través de MASISA, lograron ingresar y prospectar el mercado, prestando una solución a los problemas de humedad existentes con un producto sustentable. Se trata de un nuevo hito en el proceso escalamiento de este emprendimiento chileno  que desde 2012 promueve el uso de este novedoso producto en América Latina.

    El revestimiento de corcho proyectado es una innovadora solución ecológica para acabados de fachadas y cubiertas que nace como solución a los problemas de humedad existentes que afectan la durabilidad de los revestimientos, lo cual se traduce en constantes desprendimientos y fisuras, con una corta vida útil con cerca de 1-2 años. Esto se debe principalmente a que las soluciones tradicionales no son transpirables, sino más bien sellan la superficie sin dejarla respirar. Por otra parte, existe una gran pérdida energética en los hogares, donde un 35% se da en paredes y 25% en techos debido principalmente a la estructura envolvente (hormigón o zinc en gran parte) afectando al consumo de energía de los hogares.

     Esta innovadora y sustentable solución -que puede aplicarse en todo tipos de materiales y cubiertas- nace como resultado de un proceso de investigación y desarrollo durante más de 3 años en función de las necesidades del mercado y como alternativa a la diversidad de materiales existentes. Su principal componente, el corcho, permite una transpirabilidad a la superficie, saneando ésta de la humedad y dando hidrorepelencia al agua lluvia gracias a su composición de resinas, entregando una durabilidad a lo menos 5 años. A su vez permite regular la temperatura en +-3º y reducir el tiempo de instalación en ⅓.

    A continuación, Mario Palma, uno de los fundadores de Isolcork, explica las razones de la entrada a nuestro país y como esperan conquistar al cliente local.


    ¿Cómo se gesta la llegada de Isolcork a Ecuador?

    Luego de una primera misión comercial a Guayaquil comienzos de año, donde logramos prospectar el mercado, en noviembre realizamos una segunda visita con el fin de fortalecer directamente junto a MASISA un ciclo de capacitaciones en diversas ciudades, junto a “placacentristas” de cada una de ellas, conociendo además las necesidades de cada una de ellas. Se realizaron aplicaciones del producto, con una estrecha vinculación con los placacentros, con el fin de dar a conocer el producto y quedar a disposición del cliente final, siendo muy bien recepcionados en cada zona, con un fuerte potencial de desarrollo local.

     

    ¿A qué desafíos se vieron expuestos en el proceso?

    Se observó un gran problema en temas de humedad, donde los cambios de temperatura y el nivel de humedad existente, deterioran los revestimientos con una muy corta vida, afectando el bienestar de las viviendas, usuarios y consumidores en general. 

    Por otra parte, descubrimos que la sustentabilidad es un concepto muy importante para los ecuatorianos. En ese sentido el corcho, principal componente de Isolcork, cumple con esa aspiración, ya que es un producto natural procedente del alcornoque, árbol de origen mediterráneo, que, a diferencia de la madera, aprovecha la parte exterior del árbol, su corteza, de modo que la obtención del material no implica la tala del árbol, que puede ser descorchado más de una decena de veces a lo largo de su vida, tratándose por tanto de una producción totalmente sostenible, renovable y no contaminante.

     

    ¿Dónde se puede acceder al producto en cada ciudad? ¿A qué tipo de clientes/consumidores esperan conquistar? 

    A través de las tiendas de Placacentro MASISA en las ciudades de Guayaquil, Cuenca y Quito. Va dirigido principalmente a arquitectos, constructores, contratistas y particulares, a los que nos acercaremos con ciclos de capacitación y además con un showroom en tienda.

     Se hará un lanzamiento en cada una estas zonas en el mes de enero con el fin de invitar a lo actores relevantes en cada región y así dar a conocer de mejor manera el producto, potenciando su especificación en proyectos, teniendo ya un centro de distribución.

     

    ¿Por qué Ecuador fue elegido como un mercado atractivo para explorar?

    Dentro de la estrategia de MASISA está en apoyar y potenciar los mercados PEC (Perú, Ecuador y Colombia). En Colombia ya estamos presentes junto a MASISA en diversas zonas, con un modelo de especificación enfocado en proyectos. De esta manera el mercado a seguir y además con fuertes problemáticas en temas de humedad ha sido por historia Ecuador en sus diversas regiones, donde hoy no existen productos que puedan apoyar con dicha falencia y donde nuestro producto ve una clara oportunidad para desarrollarse y estar a pleno uso del usuario final. 


    Más información del producto en: www.isolcork.com