FRANCISCA LORENZINI: “SE ESPERA UN AUMENTO A 30% EN CONSTRUCCIÓN DE VIVIENDAS EN MADERA AL 2025”

  • Publicado por MASISALAB el jueves 04 de marzo del 2021
  • Compartir en:

    La gerente de Madera 21 comenta que los diversos actores que impulsan el uso de la madera en la construcción, esperan también que se construyan más edificaciones en altura en este material y en otro tipo de edificaciones en 4 años más, considerando que la madera es esencial para una construcción sustentable, gracias a sus características que permiten mayor eficiencia energética y reciclaje que sus sustitutos.


    Para llevar a cabo esto es esencial contar con normas que promuevan la construcción en madera, y Madera21 ha realizado grandes aportes en ese sentido. 
    Este año esperan revisar el reglamento relacionado a la madera aserrada y a la madera impregnada.

     

    La arquitecta Francisca Lorenzini lidera desde 2015 Madera21, asociación fundada el 2011 por la Corporación Chilena de la Madera (Corma) con la misión de liderar la transferencia de conocimiento respecto del uso de la madera en ámbitos de la arquitectura, diseño, ingeniería, construcción e innovación.

    Uno de sus focos técnicos es generar las bases para un lenguaje común entre los distintos actores y establecer los estándares acorde a las capacidades de la industria y los desafíos del futuro que aseguren un buen desempeño de la madera en el ámbito de la construcción. Es en este aspecto la importancia de las iniciativas que promueven para diseñar -en conjunto con los distintos actores de la industria y las autoridades-, las normativas necesarias para promover la construcción en madera en Chile, aprovechando todo su potencial sostenible y los recursos naturales de nuestro país que es abundante en este noble material constructivo.

     

    ¿Qué iniciativas están liderando en Madera 21 para tratar las normativas relacionadas a la construcción en madera? ¿Quiénes participan? ¿Cada cuanto tiempo se juntan y cuál es su objetivo?

    Dentro de los objetivos principales de Madera21 se encuentra el aumento del uso de la madera en el sector construcción en Chile, para lo cual sin duda es relevante contar con una reglamentación actualizada. Es por esto, que dentro de las líneas de trabajo de Madera21, se encuentra la revisión de normativas que requieren actualizarse o generarse. Esto, a través de un comité técnico transversal de la industria, que revisa anualmente estas necesidades y establece un plan de trabajo anual, en conjunto con otros actores relevantes, como el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, el Instituto Forestal, entre otros.

    Adicionalmente, para normas que requieren desarrollar un conocimiento más allá del estado del arte actual en Chile, el Centro de Innovación en madera UC-CORMA cuenta con la subdirección de investigación, cuya meta principal es desarrollar la investigación necesaria para avanzar en la construcción en madera en altura, en temas como desarrollo estructural, protección ante el fuego, durabilidad y conexiones. Este conocimiento, es luego transferido a través de normas y planes de transferencia. Es el caso de la investigación para los sistemas constructivos marco y plataforma hasta 6 pisos, que permitieron presentar información relevante sobre el desempeño sísmico de la madera en edificios de 6 pisos y que se encuentra actualmente integrada en la Norma de Diseño Sísmico NCh433 y en la norma de Cálculo en Madera, NCh1198.

     

    ¿Cuáles son las principales normativas que están impulsando y cuándo esperan que debieran de estar ok para su implementación?

    Durante el año 2019, trabajamos en conjunto con el MINVU y el INN (Instituto Nacional de Normalización), con el objetivo de actualizar toda la normativa vinculada al rotulado de la madera y se revisaron 8 normas relacionadas con terminología, dimensiones y tolerancias, preservación y contenido de humedad.

    En el 2020, nos enfocamos en la revisión de normas vinculadas a materiales de ingeniería y diseño para la construcción en madera y se revisaron normas de madera laminada encolada, diseño estructural y se profundizó en normas de protección de la madera. Asimismo, se trabajó en dos nuevas normas de fabricación y desempeño de tableros estructurales, además de comenzar el trabajo para una nueva norma de madera contralaminada o CLT, en la que existen tres grupos de trabajo: diseño estructural, tensiones admisibles y fabricación.

    Durante el 2021 continuará el trabajo de las normas revisadas en 2020 y además se revisarán normativas en tres temas adicionales: actualización de tensiones admisibles de madera aserrada, protocolo o metodología para la clasificación mecánica de madera aserrada y revisión de protocolos internos para control de calidad de madera impregnada.

     

    ¿Cómo partimos el año en cuanto a normativa que favorece la construcción en madera?

    Esperamos que este 2021 pueda ser aprobado el decreto de rotulado de la madera aserrada estructural, proyecto que es una iniciativa del Ministerio de Vivienda y de Economía para todos los materiales de construcción y que tiene como objetivo informar al consumidor sobre los atributos y calidad de los materiales. El decreto pide declarar mediante un rótulo gráfico los estándares actuales que ya se encuentran vigentes para la madera aserrada para construcción (madera aserrada seca, impregnada y clasificada estructuralmente). El rótulo es una herramienta que permitirá hacer visible el estándar normativo actual de la madera estructural para construcción a usuarios y proveedores, permitiendo generar construcciones más durables y seguras y generando así la confianza necesaria para impulsar la construcción en madera.

    Adicionalmente, vemos que las normativas avanzan cada vez más para impulsar una construcción sustentable y es aquí donde la madera tiene un gran potencial.
    El año pasado, por ejemplo, se anunciaron créditos especiales para viviendas que cuenten con certificación de vivienda sustentable. Esperamos que estos criterios sean incorporados cada vez más, tanto en los incentivos como en las exigencias de las reglamentaciones, especialmente en ámbitos que permitan medir el desempeño y emisiones de CO2, de las viviendas y edificios en todo su ciclo de vida.

     

    ¿Cuánto ha aumentado la construcción en madera durante este año 2020 y cuánto esperan que aumente durante el 2021?

    En un documento recientemente presentado por el Banco Mundial, titulado “La construcción de viviendas en madera en Chile: un pilar para el desarrollo sostenible y la agenda de reactivación”, se identificó el estado de la construcción en madera en Chile y sus oportunidades. Dicho estudio dio a conocer que la madera ha aumentado su presencia en el país en un 5% en los últimos cinco años, convirtiéndose en el segundo material más utilizado en las construcciones a nivel nacional.

    El documento señala que el aumento en el uso de este material se ha visto reflejado en las solicitudes de permisos de edificación en Chile, pasando de un 13,3% a un 16,8% entre los años 2002 y 2017 para todo destino, y entre un 15,5% a un 20,8% en igual periodo para viviendas.

    Por otra parte, la utilización de madera en uno y dos pisos aumentó su participación en el sector construcción. Sin embargo, su uso en edificaciones de mayor altura aún no se ha masificado. En edificaciones de tres y cuatro pisos, el uso de madera se ha mantenido por debajo del 5% en las últimas décadas, en donde el hormigón armado continúa como material predominante. En tanto, la presencia de la madera en edificaciones de cinco pisos o más, es inexistente, salvo por excepciones contadas. De esta manera, y considerando las capacidades técnicas de construcción en madera en el contexto regulatorio nacional, existe una oportunidad importante para el desarrollo y crecimiento de edificaciones en madera de más de tres pisos.

     

    ¿En cuánto tienen proyectado el aumento del uso de la madera considerando las nuevas normativas?

    En un estudio realizado el pasado 2020 por el Instituto Forestal del Ministerio de Agricultura, se identificó la implementación de políticas públicas en el fomento del uso de la madera estructural en diferentes países con tradición maderera. En él se menciona la meta establecida por el Consejo de Política Forestal (CPF) en Chile, organismo que estableció en su hoja de ruta como meta para 2025, un aumento de 30%  en la construcción con madera en viviendas, industria e infraestructura pública, elevándose a 36% en 2035.

    Los diversos actores que trabajamos para impulsar el uso de la madera en construcción, nos hemos hecho parte de este desafío, esperando contar en 2025 con una participación de 30% en viviendas de uno y dos pisos, y esperando aumentar considerablemente la construcción en madera en altura y su uso en otro tipo de edificaciones. El desarrollo normativo es clave para definir los estándares en la industria, como también para establecer las bases de los desempeños de los sistemas constructivos, pero también lo es el desarrollo tecnológico e innovación de la industria para desarrollar materiales de ingeniería y sistemas constructivos industrializados y el capital humano que permita diseñar y construir con estos sistemas.